El cross-docking es un modelo logístico en el que se trabaja sin stock. A medida que se tienen pedidos de clientes, se provoca la compra de la mercancía al proveedor, con un servicio de entrega urgente en el almacén donde se podrán juntar con mercancía de otros proveedores.

Ventajas del cross-docking:

– Permite la entrega unitaria de mercancía de diversos proveedores.

– Se reduce el coste del stock, al poder trabajar sin el.

– Mantiene las ventajas del almacén central sin tener el problema del stock.

Inconvenientes del cross-docking:

– La calidad del servicio en cuanto a roturas de stock se ve reducida.

– Plazos de entrega a los clientes finales, al tener que incluir en estos el plazo de preparación y entrega de los proveedores a nuestro almacén.

Recomendaciones para hacer un buen cross-docking:

Establecer un buen sistema de comunicaciones con los proveedores, para poder pasar los pedidos con urgencia y garantizar los plazos de entrega de los proveedores. Este sistema de comunicación debe permitir:

– Tener controlado los stocks de los proveedores.

– Tener sincronizada los maestros de artículos con los proveedores, de forma que la identificación de los productos a la entrada del almacén sea lo más fácil posible.

– Asegurar la entrega de la mercancía en el día previsto. En caso de fallar, el servicio al cliente final lo marca el servicio del peor proveedor.


¡Regístrate ahora en Packlink PRO!