El embalaje en un negocio online es un elemento necesario, pero además, es una herramienta de marketing que muchas compañías no utilizan. Es el lugar perfecto para causar una primera buena impresión en un cliente e impresionarlo antes de que haya abierto su pedido.

Tu cliente ya te ha comprado, por tanto, lo lógico es que le haya gustado el diseño y usabilidad de tu página web, y lo correcto será que continúe con la misma impresión con la que se ha quedado durante el proceso de compra.

Desenvolver el envío: Crea una experiencia

Opta por una caja personalizada o bolsa de embalaje diseñada para cada objeto, y conseguirás crear en el usuario una experiencia única cuando lo desembala. Al hacerlo atractivo, el cliente se sentirá atraído y emocionado de abrir su paquete.

Mantén el diseño acorde con el aspecto y la estética de tu sitio web para resaltar tu marca. Esto ayudará a superar las expectativas de los clientes, especialmente si es la primera vez que hacen un pedido. Una experiencia innovadora en embalajes puede generar opiniones positivas online y en las redes sociales de clientes satisfechos, lo que se traducirá en mayores ventas y una mejor percepción de nuestra marca.

Hazlo funcional

No hay nada peor que un paquete que llega a casa de tu cliente con el producto roto por alguna incidencia durante el transporte. Asegúrate, por tanto, que usas embalajes adecuados para tus productos para evitar traqueteos y desperfectos en tus productos.

Para artículos más frágiles, asegúrate que usas embalajes diseñados específicamente para este tipo de productos porque te evitará más de un dolor de cabeza.

Y, por supuesto, debes ser consciente del medio ambiente. El uso excesivo de los envases es una queja habitual que reciben muchas empresas de comercio electrónico. Debes tener en cuenta qué materiales estás utilizando para empaquetar tus productos, y elegir sólo los que se puedan reciclar.

Otra alternativa es el embalaje reutilizable, lo que permite a tus clientes sacarle más provecho. Ser una empresa respetuosa con el medio ambiente es realmente atractivo para los posibles compradores, y es algo de lo que te puedes aprovechar a efectos de comunicación.

 

El embalaje, por tanto, es una herramienta de marketing subestimada y una excelente forma de compartir mensajes importantes sobre tu negocio con tus clientes.


¡Regístrate ahora en Packlink PRO!